miércoles, 1 de junio de 2011

EMBaRRaDa TeRTuLiA

Descubrí el barro de la mano de mi amiga angeles, experta ceramista que hace poco menos de un año, me brindó la oportunidad de trabajar en su taller con tan maleable material. Recuerdo que ya entonces, angeles pronuncio una frase que llamó poderosamente mi atención, y que no entendí hasta que llevaba unas horas modelando.
“El barro te lleva solo, el barro te dirige”
Superados los primeros e injustificados temores a la hora de empezar a trabajar, no tardé en darme cuenta del significado de tan enigmáticas palabras, cuando de forma natural comencé a notar como mis dedos, de forma casi mágica, comenzaban a dejarse llevar por el barro y sin pensarlo iba dando forma a mis sueños, creando a partir de la nada, de la tierra, del barro….
Cuando quise darme cuenta, de aquel bloque de tierra fangosa, comenzaban a asomar de forma natural las primeras formas de una criatura que ni siquiera tenia esbozada en mi cabeza, dirigiendo mis torpes dedos entre tan dócil materia. El barro dirige, transpira, el barro habla, y es capaz de crear, de plasmar en tres dimensiones nuestros más querido y a la vez odiados monstruos.
A diferencia con otras artes plásticas como la pintura, el barro te da la oportunidad de crear en total y absoluta libertad, expresando con tus manos, con tus dedos, sin necesidad de utilizar ningún tipo de elemento como pincel, lápiz, etc.… Tus manos crean directamente cuando entran en contacto con tal agradecido material, las manos, tus dedos también ejercen de improvisado borrador que te permite modificar lo ya creado hasta darle la forma que el barro te va sugiriendo al oído.
Ayer nos reunimos varios amigos de Tertulia dispersa, a la sombra de angeles, disfrutamos de un maravilloso día de complicidad, risas, revelaciones, emoción, y sobre todo creatividad, la que surgía de nuestros dedos de forma espontánea a la sombra de angeles, estupenda ceramista y mejor anfitriona.
Una buena oportunidad, en la que de la mano de la creatividad, reforzamos una desmejorada tertulia, que sin duda salio reforzada de tan maravilloso día.



3 comentarios:

Mo dijo...

un día "mágico"

Pablo dijo...

Una bonita experiencia sin duda. Divertida, creativa, interesante...

Felix Foxtrot dijo...

Nunca he experimentado con barro, con tus palabras me has impulsado a tocarlo, amasarlo y aunque soy un manazas me has hecho creer que puedo hacerlo, gracias